Usamos cookies propias y de terceros para mostrar publicidad personalizada, consideramos que usted acepta su uso al navegar por el sitio. Información
envia

La mujer que parecía no tener rostro

» » La mujer que parecía no tener rostro

Era un centro comercial como otros muchos. Con la llegada del frío, una mujer que había perdido su hogar, se refugió en el recinto con la intención de cobijarse del frío. Sin embargo, los responsables del establecimiento decidieron echarla del lugar y finalmente, no pudo soportar las temperaturas heladas de las calles.

Cientos de personas, acudían al establecimiento a comprar mantas y ropa de abrigo, mientras la mujer lo pasaba francamente mal en el exterior, tratando de superar de la mejor manera posible, el intenso frío de aquel año.

Esta mujer llamada Mary, tenía un pequeño cartel en el que apenas se podía leer, por favor, ayúdeme con una manta, tengo mucho frío. De hecho, cientos de personas pasaban cada día a su lado sin que ninguno de ellos, se decidiese a darle una manta o cualquier tipo de prenda de abrigo con la que ayudarla.

Transcurrido el invierno, nunca más se volvió a ver a Mary y muchos dudan acerca de qué le sucedió, pero algo se instaló a las afueras del centro comercial y tenía intención de vengarse de las personas que no ayudaban a los demás.

Pasados 5 años, una pareja se dirigía al centro comercial, cuando de repente vieron a una mujer corriendo hacia una calle sin salida. Aquella mujer, estaba realmente desabrigada y les llamó muchísimo la atención, por lo que decidieron salir en busca para invitarla a acudir a un Centro en donde pudieran ayudarla, por ejemplo, hospedándose un tiempo hasta que   subieran las temperaturas. La pareja decidió separarse para buscarla, pero minutos más tarde se había perdido al final de la calle y el coche no arrancaba.

De repente, comprobaron como la mujer se encontraba justo detrás de ellos y tenía un cartel, realmente similar al de la desaparecida Mary. Sin embargo, el chico de esta pareja se sorprendió mucho de ver que la mujer parecía tener el rostro helado como consecuencia de las bajas temperaturas, apenas se le veían los ojos y no tenía ningún tipo de expresión en el rostro.

La chica intentó salir corriendo para pedir ayuda, mientras que el joven se acercaba a la mujer para intentar hablarle, pero desapareció de la nada. Cuando el chico se giró, la mujer estaba tras de él, lo agarró con muchísima fuerza y desaparecieron ambos bajo el suelo de la calle. La chica fue encontrada deambulando por la calle, diciendo que un fantasma se llevó a su novio y ahora, se encuentra recluida en un hospital psiquiátrico bajo mandato judicial.

Si ves a Mary por la calle, no intentes acercarte a ella, probablemente piense que buscas hacerle daño y te lleve con ella.